Libros para cambiarle la ideología a tu compañerx de trabajo

Por Leticia Bianca – @tododoble

Consciente de la pasión del macrismo por jodernos la vida y complicarnos el acceso a los libros, que se han convertido bienes suntuarios, Leticia Bianca presenta hoy su tercera columna de “Libros gratis contra el ajuste”, esta vez con cuatro recomendados para intentar cambiarle la cabeza a tu compañerx de trabajo que persevera con su mirada “obtusa, cómoda y poco revolucionaria”. Y todo al alcance de un click.
(Acceso a los enlaces de descarga clickeando en la tapa de cada libro)

Realidad: La plata no alcanza. Explicación: Ganó Macri. Marco teórico: la derecha  neoliberal conquistó Occidente. Solución: una serie de recomendaciones de libros gratis para sumergirnos en la ficción y olvidarnos del mundo. En tiempos de Trump, Putin, Temer y Macri, leer ficción sin pagar millones es nuestra única revolución posible. Venceremos.

En esta ocasión seleccionamos algunas obras que ponen entredicho el sentido más común de todos, ese del compañero de trabajo que piensa como hay que pensar y no puede no hacerlo. Cientos de horas compartidas con esta gente han contribuido a que tengas ahora una relación con quienes ven el mundo de una forma obtusa, cómoda y poco revolucionaria. Aquí entonces una modesta contribución en la lucha contra los antipolíticos, contra los “se robaron todo”, “que se vayan todos” y “son todos iguales”. A por ellos.

 

 

La hoguera de las vanidades, de Tom Wolfe.

Un ejecutivo de Wall Street en apuros puede ser un resumen sencillo de esta genial obra del creador del llamado “nuevo periodismo”, pero pecaría de reduccionista. Aquí hay una pluma afiladísima para retratar las contradicciones del modelo americano, apuntando sin misericordia contra todos los lugares comunes de la sociedad contemporánea, la teoría del derrame y otras mentirijillas (¿neo?) liberales. Centrado en desnudar el sistema financiero y las personas de carne y hueso que lo habitan, este libro se convierte en una especie de manual de supervivencia en pleno auge de las offshore. El racismo y la lucha de clases conviven con humor e ironía permanente en un entramado de historias en la Nueva York pre 11/S que sirve para poner en entredicho el sueño americano y despabilar a tu compañerx sobre las contradicciones del sistema. Si sirve para engancharlx, la película la protagonizó una muy joven y sexy Melanie Griffith y está dirigida por Brian de Palma.

 

 

 

 

 

 

El hombre que amaba a los perros, de Leonardo Padura

Tres revoluciones en un solo libro puede parecer un poco pretencioso para que el/la compañerox de trabajo entienda alguna de ellas, pero sin duda la narrativa del polémico y multipremiado Padura atrapa de forma automática a cualquier vecino. Palitos para los republicanos de la Guerra Civil Española, para los stalinistas rusos y para los castristas de la isla se combinan así con historias de traiciones, romances y problemas familiares. Intimidades de Lenin, Trotsky, Mercader y hasta Orwell, en un racconto del siglo XX desde sus tragedias más históricas con una cadencia caribeña y mucha mucha documentación, hacen de este libro un disparador interminable de reflexiones sobre los límites del socialismo “realmente existente”. Con la ventaja de que nada de eso terminó bien, podés empezar a ahondar en lo que pudo haber sido, quiso ser o querríamos todos que hubieran sido esos experimentos no capitalistas. Y si con esto no lográs convencer a nadie para que vote por la izquierda, por lo menos tus almuerzos van a elevar el nivel de charla.

 

 

 

 

 

La noche de la Usina, de Eduardo Sacheri

Ganador del Premio Alfaguara 2016, este libro tiene la inconfundible prosa del adorado por todos Eduardo Sacheri, pero esta vez saliendo de la cancha para meterse en un pueblito de la pampa bonaerense y hace desfilar la crisis del 2001 desde el punto de vista de sus víctimas menos visibles: los del montón. Gente que no llega a fin de mes, viudas que no tienen para mantener a sus hijos, empresarios del agro que especulan con las cosechas y un banquero mafioso sirven así para una historia de amigos, lealtad y mucha política de los de abajo contra los de arriba. Y si bien no es la mejor de sus obras y la pluma a veces hace extrañar a Osvaldo Soriano, con humor, costumbrismo y mucho sentido común este libro puede poner en jaque a tu compañerx y hacerlx repensar una de las mayores contradicciones de la historia argentina: los agroexportadores vs el pueblo. De ahí a hablar del piquete y cacerola, la ruta es una sola.

 

 

 

 

 

 

 

El  cuento de la criada, de Margaret Atwood

Ya reseñada en este portal, la serie de Hulu inspirada en este libro es un fenómeno de masas y además le arrebató a Netflix el primer Emmy a serie dramática producida en un portal online.  En tiempos de feminismos polifacéticos y polivalentes, esta novela viene a romper todo lo establecido desde la ciencia ficción: una dictadura conservadora ha conquistado Estados Unidos y las mujeres solo se conciben como vientres. El lugar de la madre, la criada, la esposa y las niñas están puestos en discusión, así como la disidencia política, la libertad de expresión y cualquiera de los derechos humanos que conocemos al día de hoy. De mínima esto le sirve a tu compañerx para pensar en el rol de las mujeres en la sociedad contemporánea y, quién te dice, tal vez termina militando contra el patriarcado. Cualquier punto en el medio sirve y de paso se leyó la novela de moda, cuya autora sonó fuerte como candidata para el Nobel de literatura 2018. Win Win.

 

 

 

 

 

Unite a la discusión